Podcasts de historia

La FDA aprueba 'la píldora'

La FDA aprueba 'la píldora'


We are searching data for your request:

Forums and discussions:
Manuals and reference books:
Data from registers:
Wait the end of the search in all databases.
Upon completion, a link will appear to access the found materials.

La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) aprueba la primera píldora anticonceptiva producida comercialmente en el mundo: Enovid-10, fabricada por G.D. Searle Company de Chicago, Illinois.

El desarrollo de "la píldora", como se la conoció popularmente, fue inicialmente encargado por la pionera del control de la natalidad Margaret Sanger y financiado por la heredera Katherine McCormick. Sanger, quien abrió la primera clínica de control de la natalidad en los Estados Unidos en 1916, esperaba alentar el desarrollo de una alternativa más práctica y efectiva a los anticonceptivos que estaban en uso en ese momento.

A principios de la década de 1950, Gregory Pincus, bioquímico de la Worcester Foundation for Experimental Biology, y John Rock, ginecólogo de la Escuela de Medicina de Harvard, comenzaron a trabajar en una píldora anticonceptiva. Las pruebas clínicas de la píldora, que usaba progesterona sintética y estrógeno para reprimir la ovulación en mujeres, se iniciaron en 1954. El 9 de mayo de 1960, la FDA aprobó la píldora, otorgando mayor libertad reproductiva a las mujeres estadounidenses.


3 expertos han dimitido de un comité de la FDA por la aprobación de medicamentos para la enfermedad de Alzheimer

El Dr. Aaron Kesselheim (izquierda), profesor de la Escuela de Medicina de Harvard, en la proyección de un documental en 2018 en Boston. Ha dimitido de un panel asesor de la Administración de Alimentos y Medicamentos por la decisión de la FDA de aprobar un medicamento para la enfermedad de Alzheimer. Imágenes de Scott Eisen / AP para AIDS Healthcare Foundation ocultar leyenda

El Dr. Aaron Kesselheim (izquierda), profesor de la Escuela de Medicina de Harvard, en la proyección de un documental en 2018 en Boston. Ha dimitido de un panel asesor de la Administración de Alimentos y Medicamentos por la decisión de la FDA de aprobar un medicamento para la enfermedad de Alzheimer.

Imágenes de Scott Eisen / AP para AIDS Healthcare Foundation

Tres expertos han dimitido de un comité asesor de la Administración de Alimentos y Medicamentos después de que la agencia aprobó un medicamento para el Alzheimer llamado Aduhelm en contra de los deseos de casi todos los miembros del panel.

El medicamento, cuyo nombre genérico es aducanumab, fue aprobado el lunes, lo que provocó una variedad de respuestas, desde celebraciones entre algunos pacientes, cuidadores y médicos hasta preguntas específicas sobre los beneficios y costos del medicamento.

Salud

La FDA aprobó un nuevo medicamento para la enfermedad de Alzheimer: este es el motivo por el que es controvertido

La última salida proviene del Dr. Aaron Kesselheim, profesor de la Facultad de Medicina de Harvard, que también es director del Programa de Regulación, Terapéutica y Derecho del Brigham and Women's Hospital. Dijo que la FDA está dando luz verde a Aduhelm a pesar de no tener pruebas suficientes de que el medicamento ayudará a los pacientes con Alzheimer.

La controvertida aprobación podría sentar un precedente en cómo se evalúan medicamentos similares en el futuro, dice Kesselheim.

"Creo que existe un peligro real considerando que este es un evento único", dijo a NPR el viernes.

La aprobación de Aduhelm, agregó, "ahora sienta un precedente para el tratamiento de futuros medicamentos [para la enfermedad de Alzheimer], así como las aprobaciones de medicamentos de manera más amplia, y la cantidad de datos que necesitan".

El médico envía una carta de renuncia mordaz a la FDA

"Se supone que la Aprobación Acelerada no es la copia de seguridad que usa cuando los datos de sus ensayos clínicos no son lo suficientemente buenos para una aprobación regular", dijo Kesselheim a través de Twitter el lunes cuando la FDA emitió su aprobación para Aduhelm.

Kesselheim calificó la medida de la FDA como "probablemente la peor decisión de aprobación de medicamentos en la historia reciente de Estados Unidos" en una mordaz carta de renuncia que envió a la comisionada en funciones de la FDA, Janet Woodcock, el jueves.

"Para mí está claro que la FDA no es actualmente capaz de integrar adecuadamente las recomendaciones científicas del Comité en sus decisiones de aprobación", escribió Kesselheim, quien había formado parte del comité asesor de la FDA desde 2015.

Dijo que la FDA cambió su enfoque a Aduhelm en el último minuto para otorgar una aprobación acelerada, una clasificación que requerirá que los fabricantes del medicamento realicen otro estudio después de su lanzamiento al público. Y alegó que cuando el comité asesor votó en contra del medicamento en noviembre, a sus miembros se les había dado a considerar criterios diferentes a los que la FDA citó en una explicación de su decisión.

Kesselheim también escribió que "algunas de las preguntas que la FDA pidió al Comité que respondiera estaban redactadas de una manera que parecía sesgada para generar respuestas que favorecieran la aprobación del medicamento".

Aún así, 10 de los 11 miembros del comité votaron en contra de la aprobación del medicamento, según el sitio de noticias médicas STAT, que agregó que el miembro final votó "incierto".

Inyecciones - Noticias de salud

Un fármaco para la enfermedad de Alzheimer puede mejorar la cognición en personas con síndrome de X frágil

La FDA reconoció la controversia y la atención que ha suscitado la aprobación del fármaco. La agencia "concluyó que los beneficios de Aduhelm para los pacientes con enfermedad de Alzheimer superan los riesgos de la terapia", dijo Patrizia Cavazzoni, directora del Centro de Evaluación e Investigación de Medicamentos de la FDA, en un comunicado esta semana.

Al renunciar, Kesselheim se une a los neurólogos David Knopman de la Clínica Mayo en Minnesota y Joel Perlmutter de la Universidad de Washington en St. Louis, quienes anunciaron su salida del Comité Asesor de Medicamentos para el Sistema Nervioso Central y Periférico de la FDA esta semana.

Con las tres renuncias, el panel federal ahora ha perdido un tercio de sus miembros que vienen de fuera del gobierno.

Aduhelm es la primera terapia nueva aprobada para la enfermedad de Alzheimer desde 2003.

Como informó Jon Hamilton de NPR:

"Este fármaco ha generado todo tipo de entusiasmo porque es el primer fármaco aprobado que hace más que solo aliviar los síntomas de la enfermedad de Alzheimer. Este fármaco en realidad afecta el proceso de una enfermedad subyacente al reducir la cantidad de placa amiloide pegajosa que se acumula en el cerebro. El problema es que eliminar esta placa puede no ayudar a los pacientes a evitar la pérdida de memoria y los problemas de pensamiento. Un gran estudio demostró que sí. Otro demostró que no ".

Señaló que normalmente no se esperaría que la FDA otorgue la aprobación a un medicamento bajo la combinación de circunstancias que han rodeado a Aduhelm.

Establecer conexiones con otra droga costosa

En su carta de renuncia, Kesselheim también citó la aprobación de la FDA a fines de 2016 de eteplirsen, que está destinado a tratar la distrofia muscular de Duchenne. El enfoque de la agencia hacia los dos medicamentos ha sido una debacle, dijo el médico.

Sarepta, el fabricante de eteplirsen, dijo en ese momento que cobraría $ 300,000 por año por cada paciente que recibiera el medicamento.

La aprobación de "dos medicamentos altamente problemáticos" que podrían no ayudar a las personas que sufren de condiciones terribles, advirtió Kesselheim, "socavará la atención de estos pacientes, la confianza pública en la FDA, la búsqueda de innovaciones terapéuticas útiles y la asequibilidad de el sistema de salud ".

Negocio

Los copagos de Medicare para un nuevo medicamento para la enfermedad de Alzheimer podrían alcanzar los $ 11,500 anuales

Aduhelm fue desarrollado por la empresa estadounidense Biogen y la empresa japonesa Eisai. Cuando la droga llegue al mercado, será extremadamente cara.

El medicamento se administrará a través de infusiones cada cuatro semanas, lo que dará como resultado un costo anual de alrededor de $ 56,000, dijeron las compañías. Ese es el precio de lista, que no refleja necesariamente los costos de bolsillo para alguien que tiene seguro y / o Medicare. Las estimaciones preliminares sugieren que los copagos de los pacientes por el medicamento podrían costar alrededor de $ 11,500 al año.

En defensa de ese alto costo, Biogen y Eisai señalan las enormes cantidades de dinero necesarias para cuidar a alguien con la enfermedad de Alzheimer. Cada año en los EE. UU., Dijeron, el Alzheimer y otras demencias traen un costo anual total de más de $ 600 mil millones.

Algunos defensores de los pacientes celebran la medida de la FDA

Otros están celebrando la aprobación de la FDA, incluidos los defensores de los pacientes que padecen otras enfermedades debilitantes. A sus ojos, la aprobación de la FDA es una señal de que la agencia está dispuesta a escuchar a sus comunidades. Una de esas respuestas provino de la Asociación ALS.

"Nos alienta la decisión de la FDA de acelerar nuevos tratamientos para las personas con Alzheimer y necesitamos que hagan lo mismo para las personas con ELA [esclerosis lateral amiotrófica] de inmediato", dijo Neil Thakur, director de misión de la Asociación ALS.

"Hay terapias aún más prometedoras en proceso de ELA, como AMX0035, que ha demostrado ser segura, retardar la progresión de la enfermedad y alargar la vida", dijo Thakur. "Las personas con ELA no pueden esperar a que se realicen ensayos clínicos adicionales cuando existen terapias potenciales que han demostrado eficacia y seguridad".


Cronograma de desarrollo de Keytruda

FechaArtículo
5 de mayo de 2021 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck combinado con trastuzumab y quimioterapia como tratamiento de primera línea en el adenocarcinoma gástrico o de la unión gastroesofágica con HER2 positivo localmente avanzado irresecable o metastásico
23 de marzo de 2021 Aprobación La FDA aprueba la quimioterapia a base de platino y fluoropirimidina más Keytruda (pembrolizumab) de Merck para el tratamiento de ciertos pacientes con carcinoma de esófago o unión gastroesofágico (GEJ) localmente avanzado o metastásico
1 de marzo de 2021Merck proporciona información actualizada sobre la indicación de Keytruda (pembrolizumab) en el cáncer de pulmón de células pequeñas metastásico en los EE. UU.
13 de noviembre de 2020 Aprobación La FDA aprueba Keytruda de Merck (pembrolizumab) en combinación con quimioterapia para pacientes con cáncer de mama triple negativo metastásico o irresecable localmente recidivante cuyos tumores expresan PD-L1 (CPS ≥10)
15 de oct de 2020 Aprobación La FDA aprueba la indicación ampliada para Keytruda de Merck (pembrolizumab) en pacientes adultos con linfoma de Hodgkin clásico (cHL) en recaída o refractario
29 de junio de 2020 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para el tratamiento de primera línea de pacientes con cáncer colorrectal MSI-H o dMMR irresecable o metastásico
24 de junio de 2020 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para el tratamiento de pacientes con carcinoma cutáneo de células escamosas (cSCC) recurrente o metastásico que no se puede curar mediante cirugía o radiación
17 de junio de 2020 Aprobación La FDA aprueba la segunda indicación basada en biomarcadores para Keytruda de Merck (pembrolizumab), independientemente del tipo de tumor
28 abr 2020 Aprobación La FDA aprueba el uso de Keytruda (pembrolizumab) de Merck en una dosis adicional recomendada de 400 mg cada seis semanas para todas las indicaciones aprobadas para adultos
8 de enero de 2020 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para pacientes con cáncer de vejiga no invasivo muscular, de alto riesgo y que no responde al BCG
17 de septiembre de 2019 Aprobación La FDA aprueba el tratamiento combinado de Keytruda (pembrolizumab) más Lenvima (lenvatinib) para pacientes con ciertos tipos de carcinoma de endometrio
31 de julio de 2019 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el carcinoma de células escamosas metastásico localmente avanzado o recurrente del esófago
18 de junio de 2019 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento del cáncer de pulmón de células pequeñas metastásico (SCLC)
11 de junio de 2019 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento de primera línea del carcinoma de células escamosas de cabeza y cuello
22 de abril de 2019 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) en combinación con Inlyta (axitinib) como tratamiento de primera línea para pacientes con carcinoma de células renales avanzado (CCR)
11 de abril de 2019 Aprobación La FDA aprueba la etiqueta de monoterapia ampliada para Keytruda (pembrolizumab) de Merck para el tratamiento de primera línea del NSCLC
19 de febrero de 2019 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento adyuvante de pacientes con melanoma con afectación de ganglios linfáticos después de una resección completa
19 de diciembre de 2018 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento de pacientes con carcinoma de células de Merkel metastásico o localmente avanzado recidivante
9 de noviembre de 2018 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento de pacientes con carcinoma hepatocelular (CHC) que han sido tratados previamente con sorafenib
30 de octubre de 2018 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) en combinación con carboplatino y paclitaxel o nab-paclitaxel para el tratamiento de primera línea de pacientes con cáncer de pulmón de células no pequeñas metastásico escamoso (NSCLC)
21 de agosto de 2018 Aprobación La FDA aprueba la etiqueta ampliada para Keytruda de Merck (pembrolizumab) en pacientes con CPCNP metastásico no escamoso sin aberraciones tumorales genómicas EGFR o ALK
13 de junio de 2018 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento del linfoma mediastínico primario de células B grandes (PMBCL) refractario o recidivante
12 de junio de 2018 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para pacientes previamente tratados con cáncer de cuello uterino recurrente o metastásico cuyos tumores expresan PD-L1
22 de septiembre de 2017 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para pacientes previamente tratados con cáncer gástrico o de la unión gastroesofágica metastásico o localmente avanzado recidivante cuyos tumores expresan PD-L1
23 de mayo de 2017 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) como primer tratamiento contra el cáncer para cualquier tumor sólido con una característica genética específica
18 de mayo de 2017 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para ciertos pacientes con carcinoma urotelial localmente avanzado o metastásico
10 de mayo de 2017 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck como terapia combinada de primera línea para pacientes con cáncer de pulmón de células no pequeñas metastásico no escamoso (NSCLC), independientemente de la expresión de PD-L1
15 de marzo de 2017 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para el linfoma de Hodgkin clásico (cHL)
24 de octubre de 2016 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para el tratamiento de primera línea de ciertos pacientes con cáncer de pulmón metastásico de células no pequeñas
5 de agosto de 2016 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) de Merck para pacientes con carcinoma de células escamosas de cabeza y cuello recurrente o metastásico
18 de diciembre de 2015 Aprobación La FDA aprueba la indicación ampliada de Keytruda (pembrolizumab) para el tratamiento de pacientes con melanoma avanzado
2 de octubre de 2015 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el cáncer de pulmón de células no pequeñas avanzado
4 de septiembre de 2014 Aprobación La FDA aprueba Keytruda (pembrolizumab) para el melanoma avanzado
2 de septiembre de 2014Merck presentará nuevos datos en cinco tipos de tumores de estudios que evaluaron pembrolizumab
30 de junio de 2014Pembrolizumab, anticuerpo anti-PD-1 en investigación de Merck, bajo revisión regulatoria en Europa para el melanoma avanzado

Información sobre la controvertida aprobación de la FDA del fármaco para el Alzheimer

La reciente aprobación de aducanumab, un tratamiento para la enfermedad de Alzheimer, por parte de la Administración de Drogas y Alimentos de EE. UU., Ha generado críticas decididamente mixtas.

Los defensores de los pacientes, como la Asociación de Alzheimer, aplaudieron la luz verde de la FDA para el medicamento (aunque más tarde el grupo condenó el alto precio establecido por Biogen, el fabricante estadounidense que vende el medicamento bajo la marca Aduhelm). Por otro lado, los críticos evaluaron los datos del ensayo como no concluyentes. De hecho, tres de los científicos del comité asesor dimitieron en protesta por la medida de la FDA, y uno de ellos la calificó como "probablemente la peor decisión de aprobación de medicamentos en la historia reciente de Estados Unidos".

En una conversación con el Hub, la profesora principal de la Escuela de Negocios Johns Hopkins Carey, Supriya Munshaw, experta en la comercialización de tecnologías en etapa temprana, especialmente en las industrias de las ciencias de la vida y dispositivos médicos, # 8212 considera la controversia reciente y ofrece sus conocimientos sobre el fundamento de la FDA. , el precio fijado por Biogen, el futuro del liderazgo de la FDA y otros temas relacionados.

Pie de imagen: Supriya Munshaw.

A pesar de la decisión casi unánime del comité asesor de la FDA contra la aprobación de aducanumab, dijeron que no había pruebas suficientes de que el medicamento proporcionara un beneficio clínico, la FDA dio su visto bueno al medicamento. ¿Es inusual que la FDA ignore una recomendación clara de un grupo asesor?

Si bien esta no es la primera vez que la acción final de la FDA no está de acuerdo con la recomendación del comité asesor, sabemos que esto ocurre raras veces. Un estudio de 2019 mostró que entre 2008 y 2015, la FDA y el comité asesor estuvieron en desacuerdo aproximadamente el 22% de las veces. Solo el 25% de los desacuerdos se produjeron en casos en los que el comité asesor tuvo una decisión desfavorable. Entonces, esta situación que tenemos con aducanumab no es la norma.

También es esencial saber que la FDA no contrata a un comité asesor con todas las aprobaciones de medicamentos. La FDA busca su consejo solo en algunos casos, como si el medicamento es el primero en su clase o el primero para una indicación determinada, como el Alzheimer.

¿Por qué cree que la FDA decidió aprobar el medicamento?

La FDA considera otros factores más allá de los aspectos científicos y técnicos del medicamento (que es en lo que se centra el comité asesor). Si simplemente miramos la ciencia detrás de esta droga, no es convincente. Si bien un estudio demostró mejoras marginales en los resultados clínicos, otro no lo hizo.

La aprobación también se basa en un marcador sustituto, no en un resultado clínico. Un marcador sustituto es un marcador biológico que se usa en lugar de un resultado clínico. Por ejemplo, los medicamentos oncológicos pueden utilizar una reducción del tamaño del tumor como marcador para mejorar la supervivencia general. El vínculo entre los dos está bien aceptado, por lo que las empresas no tienen que esperar hasta que los pacientes hayan sobrevivido más tiempo, sino que pueden solicitar la aprobación en función del marcador sustituto del tamaño del tumor. En el caso de aducanumab, los ensayos clínicos mostraron que los pacientes tenían niveles significativamente reducidos de placas amiloides. Sin embargo, el vínculo de este marcador con los resultados clínicos no está bien establecido e incluso se ha cuestionado, por lo que, en general, la ciencia detrás de la aprobación es débil.

Sin embargo, la carga de la enfermedad de Alzheimer es inmensa. Hay más de 6 millones de pacientes solo en los Estados Unidos sin tratamientos para la enfermedad. La FDA considera que esta es una necesidad insatisfecha sustancial. Además, los grupos de defensa de los pacientes, como la Asociación de Alzheimer, fueron muy elocuentes a favor de esta aprobación. La FDA tuvo que equilibrar el riesgo del medicamento con los beneficios que podría brindar, por lo que fue una decisión muy complicada. La perspectiva de la FDA podría ser poner este medicamento en el mercado, al menos para aquellos a quienes puede ayudar, mientras la compañía realiza ensayos de confirmación para asegurarse de que funcione.

En mi clase de estrategia farmacéutica en Carey, los estudiantes discuten un caso similar de 2016 de la aprobación de un medicamento llamado Exondys51 para la distrofia muscular de Duchenne. La FDA también aprobó este medicamento a pesar de la decisión desfavorable del comité asesor. El caso les da a los estudiantes una idea de las complejidades del proceso de aprobación de medicamentos.

Algunos partidarios de la aprobación han dicho que este es un primer paso para ayudar a algunos pacientes y estimular la investigación continua de un medicamento para la enfermedad de Alzheimer. ¿Hay validez en ese punto de vista?

El medicamento brinda una inmensa esperanza a los pacientes y sus familias que han estado esperando tratamiento durante muchos años. Aún así, la pregunta es si esto les da falsas esperanzas, dada la disputada eficacia del fármaco. En términos de investigación continua, hay dos lados en esto: uno, sí, la aprobación podría establecer el camino para futuras inversiones, investigación de medicamentos y aprobaciones. Aún así, también podría enviar a las empresas hacia el objetivo equivocado (dada la controvertida conexión entre la vía en la que funciona este medicamento y los resultados clínicos), y los pacientes podrían abandonar los ensayos clínicos para tomar este medicamento aprobado.

De cara al futuro, ¿cómo podrían afectar las renuncias de los miembros del consejo asesor al proceso en el que los expertos examinan los datos de la investigación y dan sus opiniones sobre las posibles aprobaciones de la FDA?

No creo que las renuncias cambien la forma en que los comités asesores brindan recomendaciones. El comité proporciona una revisión imparcial de terceros de los datos científicos, y los miembros restantes y nuevos continuarán haciéndolo. La forma en que estas renuncias cambian la forma en que la FDA puede abordar las recomendaciones del comité y las aprobaciones de medicamentos tan controvertidos es una cuestión diferente. Mucho de esto depende de la perspectiva del comisionado de la FDA y de los jefes del Centro de Evaluación e Investigación de Medicamentos y del Centro de Evaluación e Investigación Biológica de la agencia.

Un reciente New York Times El artículo señaló que la FDA sigue estando dirigida por una comisionada en funciones, Janet Woodcock, y que la "agenda a largo plazo de la FDA para la aprobación de medicamentos o nuevos asuntos languidece sin un comisionado permanente". ¿Cree que esta situación con el liderazgo de la FDA podría haber sido un factor en lo que ha sucedido con aducanumab?

Creo que conseguir un comisionado permanente es importante para una estrategia a largo plazo, ya que Veces sugiere el artículo, pero en este caso, no creo que tener solo un comisionado interino haya tenido un efecto adverso. La Dra. Janet Woodcock ha estado en la FDA desde 1986. Está bien posicionada para servir como comisionada interina e incluso como comisionada permanente. Curiosamente, el Dr. Woodcock fue el director de CDER durante la aprobación de Exondys51 y jugó un papel esencial en esa decisión. Tiene un amplio apoyo de la industria farmacéutica y los grupos de defensa de los pacientes. Entonces, si bien la permanencia del liderazgo puede no ser un problema, el tipo de liderazgo y su perspectiva son esenciales para establecer la dirección de la FDA.

Otro aspecto controvertido del fármaco es que Biogen, que desarrolló el fármaco con la compañía farmacéutica japonesa Eisai, ha fijado el precio en 56.000 dólares por un año de tratamiento por paciente, mucho más de lo que esperaban los expertos de la industria. Además, es el tipo de tratamiento que muchas personas necesitarían durante años. ¿Puede darnos una idea de por qué Biogen fijó el precio en ese nivel?

Muchos expertos esperaban un precio de alrededor de $ 10,000 basado en los tratamientos actuales para el Alzheimer, pero honestamente, el alto precio no me sorprendió. Primero, se trata de un fármaco biológico y Biogen lo ve como un fármaco especializado, por lo que, dados los precios de dichos fármacos especializados en los últimos años, este alto precio no era atípico.

Una cosa a tener en cuenta es que el medicamento recibió una etiqueta de aprobación de la FDA mucho más amplia de lo esperado. Con base en los ensayos y los datos, Biogen esperaba que la FDA aprobara el medicamento para un subconjunto de pacientes con Alzheimer, específicamente aquellos en las primeras etapas de la enfermedad. Biogen esperaba que una población de alrededor de 1 millón a 2 millones de pacientes fueran elegibles para el medicamento. En cambio, la FDA aprobó el medicamento con una etiqueta mucho más amplia, lo que hace que los 6 millones de pacientes estadounidenses sean elegibles. La población original de pacientes más pequeña probablemente fue una consideración en el precio de lista más alto. Incluso con la nueva etiqueta, no espero que el precio de lista se reduzca a menos que Biogen enfrente una reacción violenta significativa o si el medicamento enfrenta obstáculos con el acceso de los pacientes.

Debido a que el medicamento fue aprobado como parte del proceso de "aprobación acelerada" de la FDA, Biogen debe realizar un ensayo controlado aleatorio para verificar la eficacia de aducanumab. ¿Es un procedimiento de rutina? ¿Y es posible que la FDA rescinda su aprobación si este ensayo posterior muestra malos resultados?

La vía de Aprobación Acelerada es una pieza esencial de esta historia. Esta vía se inició en 1992 específicamente para condiciones con una gran necesidad insatisfecha. La idea es aprobar el medicamento basándose en un marcador sustituto para comenzar a ayudar a los pacientes y luego hacer que las empresas realicen ensayos confirmatorios. Entonces, sí, esta vía es de rutina para muchos medicamentos oncológicos y otros donde, nuevamente, existe una gran necesidad insatisfecha. Si estos ensayos confirmatorios no logran demostrar el beneficio clínico, el medicamento se retira del mercado.

Por ejemplo, Bristol-Myers Squibb retiró su medicamento Opdivo para un subconjunto particular de pacientes con cáncer de pulmón en diciembre de 2020 después de que los ensayos confirmatorios no alcanzaran el criterio de valoración de supervivencia general. El fármaco recibió una aprobación acelerada para esta indicación en 2018 sobre la base de un criterio de valoración sustituto.

Un problema importante en la decisión del aducanumab es que la FDA le ha dado a Biogen hasta 2029 para completar estos ensayos confirmatorios, por lo que este medicamento puede estar potencialmente en el mercado al menos hasta 2030, lo que le cuesta al sistema de atención médica significativamente antes de que se pueda tomar una decisión para retirar. La FDA ha sido objeto de escrutinio por no hacer cumplir estos ensayos confirmatorios. Por ejemplo, los ensayos confirmatorios para Exondys51 aún no se han completado, aunque la fecha de finalización en su carta era noviembre de 2020.


Una breve historia del control de la natalidad en los EE. UU.

Las personas han probado durante mucho tiempo muchos métodos para prevenir el embarazo. Sin embargo, estos esfuerzos se han visto limitados por gobiernos, instituciones religiosas, profesionales médicos y otros que buscan controlar la reproducción bloqueando el acceso a la anticoncepción y / o imponiéndolo coercitivamente a ciertas poblaciones. Antes de los métodos anticonceptivos modernos y confiables, las personas dependían de la abstinencia o abstinencia periódica. Estos métodos a menudo fallaron.

Alrededor del 3000 a. C. Las sociedades antiguas, incluidas Creta y Egipto, comienzan a desarrollar condones hechos de vejigas o intestinos de animales y peces y fundas de lino.

Alrededor de 1850 a. C. Egipto desarrolla uno de los primeros espermicidas combinando estiércol de cocodrilo y masa fermentada. El bajo pH del estiércol puede haber tenido un efecto espermicida.

1619-1870 Las mujeres negras recurren a los remedios populares africanos para crear medicinas que se comparten y difunden entre las poblaciones esclavizadas para resistir la reproducción forzada por parte de los hombres blancos.

1855 Se produce el primer condón de goma.

1873 El Congreso aprueba la Ley Comstock, que penaliza el uso del Servicio Postal de los EE. UU. Para enviar por correo cualquier obscenidad, anticonceptivos, abortivos o juguetes sexuales y autoriza al servicio postal a confiscar los anticonceptivos vendidos por correo. El principal proponente de la ley y homónimo, Anthony Comstock, se convierte en agente especial del Servicio Postal de EE. UU. Para hacer cumplir la ley. Muchos estados aprueban leyes similares en los años siguientes.

1907 Estados Unidos instituye políticas públicas que le otorgan al gobierno el derecho de esterilizar a las personas que “no quieren ni saben”. Indiana promulga la primera ley de esterilización obligatoria de la nación en 1907 para 1929, treinta estados tienen leyes similares. Estas leyes enumeran a los "locos", los "débiles mentales", los "dependientes" y los "enfermos" como incapaces de regular sus propias capacidades reproductivas, lo que justifica las esterilizaciones forzadas por el gobierno. Los funcionarios estatales utilizan estas leyes de manera desproporcionada para dirigirse a las mujeres negras, las mujeres nativas americanas y las mujeres y niñas pobres.

1914 Creyendo que "la maternidad forzada es la negación más completa del derecho de una mujer a la vida y la libertad", la enfermera de salud pública Margaret Sanger acuña el término "control de la natalidad" y comienza su campaña de décadas para hacer que los anticonceptivos sean legales y estén disponibles para las mujeres en Estados Unidos.

1916 Margaret Sanger abre la primera clínica de control de la natalidad en los Estados Unidos en Brownsville, Brooklyn. Al año siguiente, un tribunal de Nueva York condena a Sanger por "mantener una molestia pública" mediante la distribución de dispositivos anticonceptivos y la condena a prisión por 30 días. Una vez liberada, Sanger vuelve a abrir su clínica y continúa perseverando a través de más arrestos y enjuiciamientos. En 1917 comienza a publicar la revista. Revisión de control de la natalidad educar al público sobre la anticoncepción.

1918 En el caso de El pueblo contra Sanger, la Corte de Apelaciones del Estado de Nueva York revierte la condena penal de Margaret Sanger, dictaminando que las limitaciones de Nueva York a la distribución de anticonceptivos son inconstitucionales porque infringen las libertades de las mujeres al obligarlas a concebir más hijos de los que desean.

1918 Las mujeres afroamericanas de la Asociación Política de Mujeres # 8217 de Harlem celebran su primera conferencia pública sobre el control de la natalidad.

1920 Margaret Sanger afirma públicamente que "el control de la natalidad es ni más ni menos que la facilitación del proceso de eliminar a los no aptos [y] de prevenir el nacimiento de defectuosos". A pesar de estar en desacuerdo con algunas de las ideas de los eugenistas, que formaban parte del establecimiento científico principal de la época, Sanger buscó legitimidad para su controvertida demanda de control de la natalidad alineándose con ellos.

1921 Sanger funda la Liga Estadounidense para el Control de la Natalidad, precursora de Planned Parenthood, en la Primera Conferencia Estadounidense sobre el Control de la Natalidad en la ciudad de Nueva York.

1927 La Corte Suprema falla en Buck contra Bell que la esterilización coercitiva no viola la Constitución de los Estados Unidos. Para justificar la decisión, Oliver Wendall Holmes, Jr. dice infamemente, "tres generaciones de imbéciles son suficientes".

1936 La Corte de Apelaciones del Segundo Circuito de los Estados Unidos en Estados Unidos contra un paquete establece que la ley federal Comstock viola la Constitución de los Estados Unidos.

1938 Los diafragmas, también conocidos como "velos de la matriz", se convierten en un método popular de control de la natalidad.

1939 Para este año, existen casi 400 clínicas anticonceptivas basadas en la comunidad y patrocinadas por el estado en todo el país.

1939 – 1942 Varios grupos nacionales que abogan por el control de la natalidad se unieron en 1939 para formar la Federación Estadounidense de Control de la Natalidad. En 1942, la organización cambia su nombre a Planned Parenthood Federation of America.

1941 El Consejo Nacional de Mujeres Negras se convierte en la primera organización nacional de mujeres en respaldar oficialmente la práctica de la anticoncepción.

1950 Mientras tiene 80 años, Sanger organiza el apoyo a la investigación para crear la primera píldora anticonceptiva.

1953 Los biólogos John Rock y Gregory Pincus se unen para desarrollar la píldora anticonceptiva, financiada con dos millones de dólares de la filántropa Katharine Dexter McCormick. Debido a que las leyes estatales que prohíben la investigación anticonceptiva dificultan enormemente la realización de ensayos, Rock y Pincus controvertidamente prueban primero el medicamento en pacientes masculinos y femeninos en el Hospital Psiquiátrico del Estado de Worcester en Massachusetts y luego en mujeres pobres en Puerto Rico.

1960 El primer anticonceptivo oral, Enovid, una mezcla de las hormonas progesterona y estrógeno, está aprobado por la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA). Rápidamente se hizo conocido simplemente como & # 8220the Pill. & # 8221

1965 La Corte Suprema falla en Griswold contra Connecticut que las parejas casadas tienen un derecho constitucional a la privacidad que incluye el derecho a usar métodos anticonceptivos. Sin embargo, a millones de mujeres solteras todavía se les niega el control de la natalidad.

1965 Comienza el programa de población y salud reproductiva de la Agencia de los Estados Unidos para el Desarrollo Internacional, con el objetivo de reducir las tasas de natalidad en los países en desarrollo.

1968 La FDA aprueba los dispositivos intrauterinos (DIU), lo que lleva al mercado las primeras versiones llamadas Lippes Loop y Copper 7. En unos pocos años, más del 10 por ciento de las mujeres que usaban anticonceptivos tenían DIU.

1969 El libro de la periodista médica Barbara Seaman, `` El caso del médico y # 8217s en contra de la píldora '', presenta testimonios e investigaciones que muestran que las altas dosis de estrógeno en la píldora temprana ponen a las mujeres en riesgo de coágulos sanguíneos, ataques cardíacos, accidentes cerebrovasculares y cáncer.

1970 En audiencias del Congreso bien publicitadas, las feministas cuestionan la seguridad de la píldora anticonceptiva. Posteriormente, las hormonas de la píldora se reducen a una fracción de las dosis originales.

1970 El Congreso aprueba el Título X de la Ley de Servicios de Salud Pública, creando un programa de subvenciones federales dedicado exclusivamente a brindar a las personas de bajos ingresos servicios integrales de planificación familiar, incluidos anticonceptivos y servicios de salud preventivos relacionados.

1970 Ensayo de Toni Cade Bambara "La píldora: ¿genocidio o liberación?" llama la atención sobre las controversias de raza y género que rodean la anticoncepción en las comunidades de color.

1970 Los Servicios de Salud Indígenas esterilizan a miles de mujeres nativas americanas, lo que contribuye a una caída en la tasa de natalidad promedio de mujeres nativas # 8217 de 3.7 niños en 1970 a 1.8 en 1980. En comparación, la tasa de natalidad promedio de mujeres blancas # 8217 fue de 2.42 en 1970 y 2.14 en 1980.

1972 La Corte Suprema de Eisenstadt contra Baird legaliza el control de la natalidad para personas solteras.

1973 La esterilización coercitiva de las hermanas afroamericanas Minnie Lee y Mary Alice Relf, ​​de 14 y 12 años, desencadenó una demanda y una campaña nacional para poner fin al abuso de la esterilización. El Comité para Poner Fin al Abuso de la Esterilización (CESA) se funda un año después para combatir la esterilización coercitiva de las mujeres de color.

1974 La FDA suspende la venta del DIU Dalkon Shield después de cuatro años en el mercado, después de que varios usuarios desarrollan infecciones graves y mueren al menos siete mujeres. Aunque otros diseños de DIU no están implicados, en los años siguientes la mayoría de los DIU se retiran lentamente del mercado estadounidense debido a los crecientes costos de las demandas.

1975 Loretta Lynn lanza su controvertido éxito de música country & # 8220The Pill. & # 8221

1978 La Corte Suprema de Carey v. Servicios de población sostiene que los estados no pueden imponer constitucionalmente restricciones a la publicidad, venta y distribución de anticonceptivos a personas de cualquier edad.

1979 El Departamento de Salud, Educación y Bienestar publica nuevas regulaciones que requieren el consentimiento informado para los procedimientos de esterilización, incluido un período de espera de 30 días.

Decenio de 1980 La FDA aprueba nuevas píldoras anticonceptivas hormonales de dosis baja y un nuevo DIU de cobre, ParaGard. Las personas se vuelven cada vez más conscientes del régimen de Yuzpe para la anticoncepción de emergencia, que implica tomar múltiples píldoras anticonceptivas dentro de las 72 horas posteriores al coito para prevenir la ovulación.

1991 -1992 La FDA aprueba Norplant, el primer anticonceptivo reversible de acción prolongada (LARC) en 1991. Implantado quirúrgicamente como un conjunto de tubos pequeños y suaves debajo de la piel de la parte superior del brazo, Norplant libera la hormona levonorgestrel, que previene el embarazo durante cinco años. En 1992, la FDA aprueba otro LARC, Depo Provera, una inyección anticonceptiva que contiene la hormona progestina y se toma cada 3 meses.

Los LARC son elogiados porque son altamente efectivos para prevenir el embarazo, duran un período de tiempo prolongado y, una vez insertados, funcionan sin la intervención del usuario. Sin embargo, al igual que la esterilización involuntaria, los médicos, jueces y legisladores en ocasiones han utilizado LARC de forma coercitiva contra personas de color y personas de bajos ingresos, especialmente adolescentes en áreas urbanas, así como inmigrantes y personas discapacitadas.

1993 La FDA aprueba el primer condón femenino, el FC1, una bolsa que se inserta en la vagina antes del coito para prevenir el embarazo y reducir el riesgo de infecciones de transmisión sexual.

1998 -1999 La FDA aprueba Preven (en 1998) y Plan B (en 1999), las primeras marcas de anticoncepción de emergencia que se pueden usar después de las relaciones sexuales para prevenir el embarazo.

2000 La rápida expansión en la disponibilidad del método y las mejoras en la seguridad y la eficacia llevaron a la FDA a aprobar un nuevo DIU liberador de levonorgestrel llamado Mirena en 2000, el parche hormonal Ortho Evra en 2001, el anillo vaginal Nuvaring en 2001, un método de esterilización femenina transcervical llamado Essure en 2002, un implante de varilla única llamado Implanon en 2006 y un condón femenino mejorado FC2 en 2009.

2002 Wyeth Pharmaceuticals retira el primer implante hormonal, Norplant, del mercado estadounidense debido a la controversia relacionada con sus efectos secundarios y riesgos.

2006 La FDA aprueba las ventas sin receta del Plan B de anticoncepción de emergencia para personas mayores de 18 años.

2010 El Congreso aprueba la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio, que prohíbe la discriminación sexual en el seguro médico y exige la cobertura de toda la atención médica preventiva sin copagos. En 2011, la administración Obama emite regulaciones que definen la atención médica preventiva para incluir la cobertura de todas las formas de anticoncepción aprobadas por la FDA.

2010 La FDA aprueba una nueva píldora anticonceptiva de emergencia llamada ella en 2010 y un nuevo DIU liberador de levonorgestrel llamado Skyla en 2013. La gente usa cada vez más el DIU de cobre como anticoncepción de emergencia.

2013 La FDA aprueba las ventas sin receta del Plan B de anticoncepción de emergencia para personas menores de 18 años.

2013 Carolina del Norte crea la Oficina de Justicia para Víctimas de Esterilización para compensar a las víctimas de esterilización forzada. Un año después, Virginia se convierte en el segundo estado en hacerlo cuando crea el Programa de Compensación para las Víctimas de la Esterilización Eugenésica.

2014 La Corte Suprema falla en Tiendas del vestíbulo de Burwell v. Hobby que los empleadores con objeciones religiosas pueden negarse a cubrir la anticoncepción en sus planes de seguro médico.

2017 La administración Trump amplía la exención religiosa del mandato anticonceptivo de la ACA a empleadores de cualquier tamaño, incluso a empresas que cotizan en bolsa, y también agrega una exención para objeciones morales de cualquier tipo.

2019 La administración Trump impone una “regla de mordaza doméstica” sobre las clínicas de atención médica del Título X que brindan anticonceptivos a mujeres de bajos ingresos, lo que resulta en una disminución del cincuenta por ciento en la disponibilidad de servicios de salud reproductiva en las comunidades de todo el país.

2020 La Corte Suprema de Trump contra Pensilvania mantuvo las exenciones religiosas y morales de la administración Trump al mandato anticonceptivo de la Ley de Cuidado de Salud a Bajo Precio, bloqueando el acceso a anticonceptivos cubiertos por el seguro para decenas de miles de personas en todo el país y dañando desproporcionadamente a las mujeres de bajos ingresos.

Hoy dia Las batallas políticas sobre la anticoncepción se están librando. Se necesita más investigación sobre los métodos controlados por el usuario que protegen contra las ITS y sobre el control de la natalidad para los hombres. Las barreras para acceder a métodos anticonceptivos fiables siguen existiendo para las personas en todo el mundo.


El asesor de la FDA que renunció a la aprobación de medicamentos para el Alzheimer dice que no hay "pruebas sólidas de que funcione".

Un miembro del comité asesor de la FDA que renunció después de que el organismo regulador aprobara Aduhelm, un controvertido nuevo fármaco para el Alzheimer, afirma que el tratamiento "no mostró pruebas convincentes de que funcionara".

El profesor de medicina de Harvard, el Dr. Aaron Kesselheim, que también trabaja en el Brigham and Women's Hospital, la calificó como la "peor decisión de aprobación de medicamentos en la historia reciente de Estados Unidos" en su carta de renuncia.

"Tuvo efectos secundarios importantes", dijo Kesselheim a la Dra. Tara Narula de CBS News. "La FDA ha cambiado totalmente de rumbo durante los últimos seis meses y ha aprobado este medicamento sobre la base de una teoría relacionada con el marcador sustituto de las placas amiloides que, como comité asesor en noviembre, se nos dijo que no consideráramos".

Varios críticos critican la aprobación de Aduhelm por parte de la FDA. Los ensayos clínicos mostraron que puede reducir la placa amiloide, que se cree que es un marcador de la enfermedad de Alzheimer.

Sin embargo, no está claro si retrasa o previene los síntomas reales, y el comité asesor independiente de la FDA recomendó que la agencia rechazara el medicamento.

Después de que la FDA ignoró el consejo, Kesselheim y otros dos miembros del comité dimitieron.

El primer paciente que no formó parte de un ensayo clínico recibió el medicamento la semana pasada.

Los efectos secundarios pueden incluir dolor de cabeza, ARIA-Edema, microhemorragia ARIA-H, siderosis superficial ARIA-H y caída, según la FDA.

"Si la FDA permite que las empresas obtengan la aprobación de medicamentos sobre la base de ensayos que se suspenden antes de tiempo, ensayos que se vuelven a analizar, eso sienta un precedente porque le dice a otras empresas: 'Bueno, yo tampoco. tampoco realice una prueba rigurosa '", dijo Kesselheim.

Dijo que tanto los pacientes como los médicos confían en la FDA para mantener "estándares razonables".

"En la mayoría de los casos, me gustaría pensar que la FDA toma la decisión correcta", dijo. "En casos como este, donde la FDA toma lo que creo que es una decisión incorrecta, creo que debemos comprender mejor por qué las decisiones se tomaron de esta manera".

Biogen le dijo a CBS News que le dio a la FDA 2,2 millones de páginas de datos y análisis de ocho ensayos clínicos. Un funcionario de la FDA dijo a los periodistas que "el conjunto de datos de Adulhelm era muy complejo y nuestra revisión ha sido exhaustiva".


La tragedia de la talidomida: lecciones para la seguridad y la regulación de los medicamentos

Muchos niños en la década de 1960, como el niño de jardín de infantes que se muestra arriba, nacieron con focomelia como efecto secundario del medicamento talidomida, lo que resultó en el acortamiento o ausencia de las extremidades. (Foto de Leonard McCombe // Time Life Pictures / Getty Images)

En una era de posguerra en la que prevalecía el insomnio, la talidomida se comercializó en un mundo enganchado a los tranquilizantes y las pastillas para dormir. En ese momento, uno de cada siete estadounidenses los tomaba con regularidad. La demanda de sedantes fue aún mayor en algunos mercados europeos, y la presunta seguridad de la talidomida, el único sedante no barbitúrico conocido en ese momento, le dio al medicamento un atractivo masivo. Lamentablemente, la tragedia siguió a su lanzamiento, catalizando los inicios de los rigurosos sistemas de aprobación y monitoreo de medicamentos vigentes en la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) hoy.

La talidomida entró por primera vez en el mercado alemán en 1957 como un remedio de venta libre, según las afirmaciones de seguridad del fabricante. Anunciaron su producto como "completamente seguro" para todos, incluida la madre y el niño, "incluso durante el embarazo", ya que sus desarrolladores "no pudieron encontrar una dosis lo suficientemente alta como para matar una rata". En 1960, la talidomida se comercializaba en 46 países y las ventas casi igualaban a las de la aspirina.

Por esta época, el obstetra australiano Dr. William McBride descubrió que la droga también aliviaba las náuseas matutinas. Comenzó a recomendar este uso no autorizado del medicamento a sus pacientes embarazadas, lo que marcó una tendencia mundial. Recetar medicamentos con fines no aprobados en la etiqueta, o con fines distintos de aquellos para los que se aprobó el medicamento, sigue siendo una práctica común en muchos países en la actualidad, incluido EE. UU. En muchos casos, estas recetas no aprobadas son muy efectivas, como prescribir depresión medicación para tratar el dolor crónico.

Sin embargo, esta práctica también puede conducir a una ocurrencia más prevalente de reacciones adversas al fármaco inesperadas y, a menudo, graves. En 1961, McBride comenzó a asociar este compuesto llamado inofensivo con defectos de nacimiento graves en los bebés que dio a luz. El fármaco interfirió con el desarrollo normal de los bebés, lo que provocó que muchos de ellos nacieran con focomelia, lo que resultaba en extremidades acortadas, ausentes o en forma de aleta. Un periódico alemán pronto informó que 161 bebés se vieron afectados negativamente por la talidomida, lo que llevó a los fabricantes de la droga, que habían ignorado los informes sobre los defectos de nacimiento asociados con ella, a detener finalmente la distribución en Alemania. Otros países siguieron su ejemplo y, en marzo de 1962, la droga fue prohibida en la mayoría de los países donde se vendía anteriormente.

En julio de 1962, el presidente John F. Kennedy y la prensa estadounidense comenzaron a elogiar a su heroína, la inspectora de la FDA Frances Kelsey, quien impidió la aprobación del medicamento en los Estados Unidos a pesar de la presión de la compañía farmacéutica y los supervisores de la FDA. Kelsey consideró que la solicitud de talidomida contenía datos incompletos e insuficientes sobre su seguridad y eficacia. Entre sus preocupaciones estaba la falta de datos que indiquen si el fármaco podría atravesar la placenta, que proporciona nutrición al feto en desarrollo.

También le preocupaba que aún no hubiera resultados disponibles de los ensayos clínicos del fármaco en EE. UU. Sin embargo, incluso si estos datos estuvieran disponibles, es posible que no hayan sido del todo fiables. En ese momento, los ensayos clínicos no requerían la aprobación de la FDA ni estaban sujetos a supervisión. Los “ensayos clínicos” de la talidomida incluyeron la distribución de más de dos millones y medio de tabletas de talidomida a aproximadamente 20,000 pacientes en todo el país, aproximadamente 3,760 mujeres en edad fértil, al menos 207 de las cuales estaban embarazadas. Más de mil médicos participaron en estos ensayos, pero pocos rastrearon a sus pacientes después de dispensar el medicamento.

La tragedia que rodeó a la talidomida y la sabia negativa de Kelsey a aprobar el medicamento ayudaron a motivar cambios profundos en la FDA. Al aprobar la Ley de Enmiendas de Medicamentos Kefauver-Harris en 1962, los legisladores endurecieron las restricciones que rodean el proceso de vigilancia y aprobación de los medicamentos que se venderán en los EE. UU., Lo que requiere que los fabricantes demuestren que son seguros y efectivos antes de comercializarlos. Ahora, la aprobación de medicamentos puede demorar entre ocho y doce años, lo que implica pruebas en animales y ensayos clínicos en humanos estrictamente regulados.

A pesar de sus efectos secundarios dañinos, la talidomida está aprobada por la FDA para dos usos en la actualidad: el tratamiento de la inflamación asociada con la enfermedad de Hansen (lepra) y como agente quimioterapéutico para pacientes con mieloma múltiple, propósitos para los que originalmente se recetó fuera de etiqueta. Because of its known adverse effects on fetal development, the dispensing of thalidomide is regulated by the System for Thalidomide Education and Prescribing Safety (S.T.E.P.S.) program. The S.T.E.P.S. program, designed by Celgene pharmaceuticals and carried out in pharmacies where thalidomide prescriptions are filled, educates all patients who receive thalidomide about potential risks associated with the drug.

Thalidomide has also been associated with a higher occurrence blood clots and nerve and blood disorders. Northwestern University’s pharmacovigiliance team, Research on Adverse Drug Events And Reports (RADAR), has launched a joint project with the Walgreens pharmacy at Northwestern Memorial Hospital so that these side effects may be understood and monitored, like those affecting fetal development. RADAR, led by Dr. Charles Bennett of the Feinberg School of Medicine, combines the expertise of clinicians, academics, pharmacists, and statisticians to monitor and disseminate information about adverse drug reactions to cancer drugs.

Their project tracks the number of patients who get a blood clot after receiving thalidomide, whether or not the patient received an anticoagulant drug, which are used to help prevent clotting, and if so, which drug was used. Tracking this information will help researchers better identify the incidence and prevention of thalidomide-associated blood clots, allowing the drug to continue to serve as an effective therapy for many patients.


FDA approves new drug to fight obesity

America has a new weapon in the fight against obesity. The FDA on Friday approved a new weight-loss drug, Wegovy, for people who are either obese or overweight and have at least one weight-related medical problem.

"We have to think about obesity no different than hypertension, than high cholesterol, than diabetes," said Dr. Domenica Rubino, the director of the Washington Center for Weight Management and Research.

Rubino said people taking existing obesity medications lose an average of about 7% to 9% of their body weight. "People who require 10%, 15%, 20% weight loss, we need tools," she said.

During a 16-month study, patients on Wegovy lost an average of 17% of their body weight. Side effects included diarrhea and nausea, which usually resolved as the dose was slowly increased. Patients taken off the drug gained back more than half their weight loss.

Trial participant Lisa Robillard lost 63 pounds. She said she previously tried fad diets or any other methods she thought would help her lose weight.

"I wasn't hungry between meals, which was just unheard of for me. I was fuller quicker and cravings that I had disappeared," she said of the new drug.

Wegovy is similar to the diabetes drug Ozempic, which is already being prescribed off-label for weight loss. Both drugs mimic a natural hormone that helps regulate appetite. Wegovy is approved for long-term use and it's recommended that it be paired with diet and exercise.

"These hormones actually affect signals in the brain," Rubino said. "It really just doesn't come down to willpower. It's much more complicated. This physiology is very strong and it is not your fault."


Alzheimer’s Therapy Sparked Behind-Scenes FDA Clash on Approval

Statisticians at the Food and Drug Administration who had a thorough look at the clinical-trial data didn’t support approval of Biogen Inc.’s Alzheimer’s therapy, internal documents released by the agency show.

The documents released on Tuesday show how top FDA officials weighed the concerns of their staff against the need of patients suffering from a serious fatal disease with no treatments that can halt its progression.

The drug, which will be sold under the brand name Aduhelm at a cost of $56,000 a year, was granted an accelerated approval on June 7. Such clearances come with the condition that a company conduct further study to confirm that a drug works as intended.

Biogen had conducted two big trials that yielded conflicting results. One found that high doses of the drug modestly slowed cognitive decline over 18 months. A second similar trial found no benefit in slowing decline.

Peter Stein, director of the FDA’s Office of New Drugs, said in a memo included in the released documents that the evidence on Aduhelm “is not sufficiently compelling or persuasive to meet the substantial evidence standard for standard approval.”

However, Stein said that trial results “strongly suggest that treatment with aducanumab may result in clinical benefit” and that an accelerated approval would be an appropriate way to bring the drug to market.

When drugs are approved through the accelerated pathway, “there is a recognition that there remains residual uncertainty of clinical benefit, typically because the studies assessing clinical benefit are ongoing, but here because the results of the studies assessing clinical benefit strongly suggested but did not establish benefit,” Stein said.

The clearance has since proven to be highly controversial. The FDA has faced criticism for approving the drug over the objections of its outside expert advisory committee, and three of the panelists have resigned. One, Aaron Kesselheim, a top Harvard doctor, called the decision “probably the worst drug approval decision in recent U.S. history.”

The agency has also come under fire from politicians, including West Virginia Senator Joe Manchin, who called for President Joe Biden to select a new permanent leader for the FDA to take the place of current Acting Commissioner Janet Woodcock.

Accelerated Split

According to a summary memo, high-ranking FDA officials including Patrizia Cavazzoni, director of the center for drug evaluation, Peter Marks, head of the FDA’s biologics center, and Rick Pazdur, an expert in the FDA’s use of accelerated approval, met on April 26 to discuss using an expedited clearance for Aduhelm.

Cavazzoni, Marks, Pazdur and others supported the move, while Sylvia Collins, director of the agency’s Office of Biostatistics, dissented, saying that “there is insufficient evidence to support accelerated approval or any other type of approval.”

A memo outlining the Office of Biostatistics dissent wasn’t posted Tuesday, though the office’s position was summarized by other officials who supported approval. The FDA typically posts review documents several weeks after a decision, but it put up the Aduhelm summary and the supportive documents early.

In an interview on the day the drug was cleared, Biogen R&D head Alfred Sandrock said the company found out that the FDA was considering an accelerated approval in a meeting with regulators about a month before it was allowed onto the market. The company spent much of the time after that negotiating the drug’s label language, he said.

Top FDA officials were concerned about the effect on patients if they opted to order another trial to confirm Aduhelm’s benefits. If the agency had demanded a new study before approval, patients would suffer in the years it would take to complete the new trial, Stein wrote.

Such a delay could mean that patients eligible for treatment with the drug under an accelerated approval 𠇌ould suffer irreversible loss of brain neurons and cognitive function and memory,” he said in the memo.

Systemic Fears

Aduhelm is expected to produce billions in revenue for Biogen, but there are growing concerns about the strain that its price, along with the cost of patient imaging and infusions, could put on the health-care system.

While Biogen shares surged when the approval was announced, the stock has since given back some of its gains, falling 10% since hitting a 52-week high on June 10.

On Monday, an employers group said in a letter to congressional leaders that the drug will end up costing taxpayers, the government and patients billions despite being unproven.


POLITICO

FDA gave the drug conditional approval earlier this month, making it the first new Alzheimer’s therapy approved in nearly 20 years.

A man walks past Biogen's headquarters in Cambridge, Mass. | AP Photo/Steven Senne

Statisticians at the Food and Drug Administration opposed this month's agency approval of a controversial Alzheimer’s drug, saying there was not enough evidence to prove the treatment works.

The objections by Office of Biostatistics Director Sylva Collins, reviewer Tristan Massie and other agency statisticians are detailed in documents that the FDA released Tuesday. The criticisms align with those from a panel of external FDA advisers who voted last fall that there was not enough evidence to prove the drug from Biogen, known as Aduhelm, is effective.

FDA gave the drug conditional approval earlier this month, making it the first new Alzheimer’s therapy approved in nearly 20 years. But there is a catch: The agency is requiring Biogen to conduct additional clinical research to prove that the therapy — which costs $56,000 per year — helps patients. If the company does not complete the study in a timely manner or the results show the drug to be ineffective, the approval can be revoked, although such actions are rare.

Three FDA advisory committee members resigned in protest over the drug approval. Other critics have warned that the high cost, coupled with the need for expensive diagnostic procedures and regular screening of patients who take the medication, could overwhelm the health care system. Nearly 6 million Americans have Alzheimer’s disease.

What they said: “The primary statistical review does not recommend approval,” officials from FDA’s Office of Neurology wrote in a memo dated June 7, summarizing the recommendations of agency statisticians. Those statisticians based their decision on two major clinical trials of the drug: one showing positive results, and one that showed negative results. “This results in a conflict between one positive study and one negative study,” the memo said.

The FDA statisticians rejected a reanalysis of the data by Biogen that suggested the second trial would have shown the drug to be effective if it had continued for a longer period, rather than being stopped for lack of efficacy.

Top officials disagreed: But the documents released Tuesday show that senior FDA officials, including the agency’s drug chief, Patrizia Cavazzoni, Office of New Drugs Director Peter Stein and Office of Neuroscience Director Billy Dunn, all supported the decision to grant accelerated approval to Aduhelm, based on limited data that suggested it reduces the level of amyloid plaque in the brain of Alzheimer’s patients.

The accumulation of amyloid plaque is a marker of the disease, but physicians and scientists do not have proof that reducing or preventing build-up of the protein lessens patients’ symptoms.

“I disagree with [the Office of Biostatistics’] recommendation that the application should not be approved,” Cavazzoni wrote in a June 7 memo. “I concur . that the [drug] has met the requirements for accelerated approval,” including that Biogen “has provided substantial evidence of effectiveness on the surrogate endpoint of reduction in brain amyloid plaque and that the surrogate endpoint is reasonably likely to predict clinical benefit.”

Other top FDA officials discussed the Biogen application at an April 26 meeting where biologics chief Peter Marks, Oncology Center of Excellence Director Richard Pazdur, Office of Clinical Pharmacology Director Issam Zineh and Office of Medical Policy Director Jacqueline Corrigan-Curay endorsed the accelerated-approval approach.

Labeling expectations: FDA ultimately green-lighted Biogen’s drug for all Alzheimer's disease patients without any contraindications — a decision that appears to differ from Stein’s expectations laid out in his June 7 memo supporting the accelerated approval.

He wrote that the drug would most likely benefit people in early stages of the disease, and appeared to assume that the FDA approval would limit the medicine’s use to those patients.

“Since AD is a progressive disorder, years delay in access would mean that patients eligible for treatment with this drug under AA [accelerated approval] could suffer irreversible loss of brain neurons and cognitive function and memory,” Stein said. “Moreover, there may be a ‘window’ for benefit, so that patients progressing to later stages of the disease over the next several years may no longer be eligible for treatment, if it is confirmed to provide clinical benefit, since the drug will be indicated for patients relatively early in the clinical course.”

What’s next: The Centers for Medicare and Medicaid Services and private payers are facing pressure to decide under which circumstances they will cover the drug for patients.


Ver el vídeo: La FDA aprueba una píldora contra la gripe que tiene un novedoso mecanismo de acción (Mayo 2022).